Enviamos un grato saludo a todos los compatriotas hondureños y a todos los ciudadanos de cualquier parte del mundo, gracias por visitarnos,!!!
 
Victor Rubi Zapata
 
  BIOGRAFÍA DE VÍCTOR RUBÍ ZAPATA
  VIDEO SOBRE LA FUNDACION DE RADIO JUTICALPA
  ASÍ NACIÓ RADIO JUTICALPA
  ASÍ NACIÓ RZ CABLE VISIÓN
  PRODUCCIÓN LITERARIA
  DESCARGA TODA LA HISTORIA DE VICTOR RUBI ZAPATA
  ESCUCHA ARCHIVOS DE AUDIO DE VICTOR RUBI ZAPATA
  LIBRO "MI JUTICALPA Y YO"
  GALERÍA DE FOTOS DE RADIO JUTICALPA
  GALERIA DE FOTOS DEL PROFESOR RUBÍ ZAPATA, SU FAMILIA, AMISTADES Y JUTICALPA
  VRZ RADIO JUTICALPA
  ENCUENTRANOS TAMBIÉN EN "FACEBOOK"
  VIDEO DE JUTICALPA
  CRECIMIENTO PERSONAL
  => CULTIVA EL OPTIMISMO
  => DESPIERTA TU ÁGUILA EN EL 2013
  LIBRO DE VISITAS. (ANÍMATE Y DEJA TU FIRMA A TRAVÉS DE LA PUBLICACIÓN DE TU COMENTARIO SOBRE EL PROFESOR RUBÍ ZAPATA)
  PUBLICA EN NUESTRO CHAT UN CORTO COMENTARIO
CULTIVA EL OPTIMISMO

¿Te consideras optimista o pesimista?

¿Cómo ves el vaso, medio lleno o medio vacío?

¿Te has preguntado alguna vez cómo ser una persona más optimista?

Muchas personas piensan que ser optimistas, es una
actitud innata otorgada a unas cuantas personas afortunadas. Eso es una creencia errónea, ya que está demostrado que todas las personas pueden aprender a ser optimistas.

El
optimismo es una actitud basada en la manera de percibir y evaluar una situación, y sus probables resultados. El pesimismo también. El optimismo nos ayuda a salir adelante en la vida, a resolver mejor nuestros problemas y a disminuir el sufrimiento. El pesimismo nos limita, nos impide ver con claridad y objetividad el problema y su solución, aumenta el estrésla preocupación y se transmite fácilmente a la gente que nos rodea.



Como vimos en el post de la semana pasada “Aprende a ser feliz: Se puede” el psicólogo Martin Seligman expone que ser optimista o pesimista está determinado, en una parte, por la herencia genética y, en otra parte, por experiencias tempranas. Generalmente, aprendemos cualquiera de las dos actitudes desde niños. Lo hacemos viendo la forma de ser de nuestros padres y de otras personas importantes para nosotros, y escuchando sus comentarios ante cualquier problema. Más adelante, nuestras propias experiencias refuerzan o debilitan esa actitud aprendida.

No importa, cuál de las dos actitudes hemos aprendido siendo niños. Una vez que somos adultos, ambas pueden ser una elección personal. Nadie puede obligarnos a ser optimistas, ni nadie puede impedirlo, mas que nosotros mismos.

¿Pero sabemos la diferencia entre Optimismo y Positividad?

Positividad: Es percibir lo bueno en todo. Incluye un gran exceso de confianza. Se “infla” lo que percibimos de forma que se pierde la noción de la realidad, no contemplando la pérdida de información relevante. Está relacionada con nuestras creencias.

Optimismo:  Es tener una fuerte expectativa de que, en general las cosas irán bien a pesar de los contratiempos y/o de las frustraciones que nos pueda acontecer. Es una característica de la disposición de nuestra personalidad que media entre los acontecimientos externos, y lo que interpretamos de los mismos.

El
optimismo es el valor que nos ayuda a enfrentar las dificultades de la vida con buen ánimo, con el esfuerzo necesario y perseverancia, descubriendo lo positivo y negativo de las circunstancias, y confiando en nuestras capacidades. Es saber que tenemos la fuerza y capacidad necesaria, para sobreponernos a cualquier dificultad y lograr una vida plena y feliz.

El 
optimismo alude a la capacidad de anticipar expectativas de futuro, animándonos a insistir y persistir en el esfuerzo, llevándonos a una actitud de reto, y motivación a hacer cosas en ausencia de resultados inmediatos. Pero no nos debemos dejar embargar por el positivismo que nos hace creer que las cosas van a ir bien porque si, sin hacer nada para provocarlas.

Ser optimista es...

"El optimista ve de la rosa, la rosa y el pesimista la espina" Kahlil Gibran 

Según el Doctor
Luis Rojas Marcos, la persona optimista es más perseverante, e intenta más veces  alcanzar sus objetivos, haciendo por ello que llegue más lejos, frente a la actitud de la persona pesimista, que ante las primeras dificultades abandona haciendo cumplir su pronóstico de fracaso “esto es imposible” “no se puede alcanzar” “yo no soy capaz” “yo no se hacer…”

“El pesimista, evalúa sólo lo negativo viendo sólo las amenazas y no las oportunidades. La persona optimista ante una situación de crisis o adversidad tiende a pensar que no va a durar eternamente, y que no es el responsable único de esa situación”. 
Luis Rojas Marcos en la entrevista de Francisco Alcaide

"Trabajar” para ser una persona optimista en los momentos de cambio y crisis por los que estamos pasando, puede convertirse en una apuesta personal de desarrollo, supervivencia… que nos empuje a alcanzar nuestros objetivos en un futuro.

Como todo en la vida, cualquier aprendizaje requiere un tiempo, un esfuerzo, constancia y paciencia, y llegar a ser una persona optimista requiere de todos de ellos. 


Cultiva el Optimismo

“El optimismo está muy relacionado con la responsabilidad que asumimos, o no, ante aquello que nos ocurre” Seligman



Según  Rojas Marcos para "aprender" a ser más optimista hay que...

Fomentar más el optimismo en vez de intentar reducir el pesimismo. Se ha demostrado que en lugar de pretender desprendernos de nuestros pensamientos pesimistas, la fórmula reside en potenciar aquellos aspectos optimistas con los que todos contamos. La forma de pensar y de sentir van de la mano: según como siento, pienso. Cuando nos sentimos bien, los pensamientos son siempre positivos. Si potenciamos las situaciones de nuestra vida que nos resultan agradables tendremos más pensamientos positivos.


A continuación os dejo unas Fórmulas para Cultivar el Optimismo, que yo me sigo aplicando todos los días. Se que son muchas. No hace falta seguirlas todas, porque puede que ya estéis realizando muchas de ellas. Sólo quedaros con aquellas que os complementen y/o sintáis que necesitáis. 


1. Mejora tu vida y coge el control. Mira a los ojos a la realidad, y acepta que no te encuentras en el estado ideal y sabiendo que puedes mejorar en todo momento. Debemos ser responsables de nuestras acciones, pero también ser consientes que hay situaciones que simplemente no pueden salir bien, porque no dependen al 100% de nosotros.

2. Lee y escucha a profesionales que hablan y escriben sobre motivación y optimismo.  Pero recuerda que la información, es sólo el primer paso. Necesitamos cambiar nuestros pensamientos y conductas

3.
Cambia de mentalidad. Ante una situación negativa, busca los aspectos positivos. Siempre los hay. No te quedes atrapado en lo malo. Enfócate en lo que si puedes hacer, para resolver o mejorar la situación.

4. Cree en ti. Cree que lo que te propongas puedes lograrlo. Cree en tus capacidades, habilidades y tus fortalezas…te ayudarán a caminar más seguro siempre. Visualízate como alguien que puede. Todos los problemas tienen solución (tarde o pronto llega).

5. Cambia tu forma de hablar. Evita usar palabras como “nunca”, “no puedo”, “no sé”… El lenguaje y las palabras son una interpretación de la realidad y, por supuesto, no son la realidad.

6.
Ponte metas alcanzables y con sentido. La felicidad surge del impulso y deseo natural de cosas posibles.

7. Asume las dificultades como un reto. No mermes tu actitud frente a los obstáculos, asúmelos como un desafío inevitable.

8. Prepárate para la “lucha”. No por ser optimista tendrás una vida sin problemas, debiendo estar listo para solucionarlos.

9. Busca lo que te mueve:
tu Motivación. El pensamiento positivo es poco útil si no tenemos algo interior que nos mueva.

10.
No hables tanto…, mas bien hazlo. No digas que eres optimista, sé optimista. Toma acción y demuéstrale a la gente que puedes llegar lejos, no los convenzas con palabras, convéncelos con hechos. Actúa, aunque te de miedo.

11. No permitas que opiniones de otras personas te afecten. No todas las personas piensan como tú. Vive acorde a tu mentalidad, no a la de otros.

12. Aléjate de las personas (tóxicas) negativas. Si estás rodeado de personas sombrías, lo más seguro es que tú llegues a sentirte igual. Aunque suene duro…sepárate cuanto puedas del entorno de esas personas. Entra en contacto con personas que te hagan pasar momentos divertidos, que te brinden apoyo y que te hagan feliz. El optimismo y la felicidad está comprobado que son contagiosos.

13. Reconoce tus errores y
acepta tus fracasos.Todos los cometemos. Las únicas personas que no se equivocan, son aquellas que nunca hacen nada. Acepta que las cosas no siempre van a ser como tú quieres, pero no por eso tienen que ser malas. No utilices los errores/fracasos para demostrar, que a ti siempre te sale todo mal. Utiliza los errores para aprender de ellos. Piensa que las dificultades nos enseñan y fortalecen, preparándonos para enfrentar mejor, evitar o resolver futuros problemas.

14. 
Aprende a decir “no”. Evitarás problemas y a la larga te sentirás más seguro y mejor contigo mismo.

15. No reacciones inmediatamente ante una situación. Haz un alto, analiza la situación y busca por lo menos, tres alternativas. Siempre las hay, no las descartes de antemano, guiado por tu pesimismo.

16. 
Fuera pensamientos limitantesElimina ese conjunto de pensamientos negativos automáticos que nos invaden a menudo y que no están fundamentados; como por ejemplo, “la felicidad no existe”, “esta vida no merece la pena”, “sólo hay malas personas”,"yo soy así", "a mi edad ya no se puede cambiar", etc...,. No permitas que te paren y condicionen  Siempre se puede cambiar, pero necesitamos esforzarnos para lograrlo. Puedes ver la botella medio llena o medio vacía. Tú eliges.

17. Utiliza tu pasado para empujarte. Recuerda tus experiencias pasadas, sin anclarte a ellas por el dolor, solo recuerda la manera de como conseguiste superar tus más duros retos.

18. Encuentra algo positivo en lo negativo. Analiza los aspectos negativos y separa los importantes de los que no lo son. Es una fantástica acción para llegar a ser optimista. También al despertarte y antes de dormir, piensa en algo bueno que tienes, que te sucedió o que hiciste. La vida diaria está formada por pequeños-grandes momentos.

19. 
No hagas las cosas sólo para triunfar. Einstein dijo alguna vez: “No seas un hombre de éxito, sé un hombre de valor”. Cuando trates de lograr algo en tu vida, empieza por conquistarte a ti mismo. Todo emprendimiento (empezar a hacer algo) implica un triunfo sobre nosotros mismos.

20. Pensar en positivo no es suficiente.
Pon atención a lo que te hace feliz. Disfruta de cada uno de los momentos que aparecen en tu día a día, sonríe, brinda amor a los que te rodean. Juega, ríete y desarrolla tu sentido del humor. Aprende a reírte de ti mismo.

21. Desarrolla el hábito optimista. Convierte tu optimismo en algo habitual. Conviértelo en tu estilo de vida.

22.
 Se valiente. Atrevernos a hacer algo que nos dé miedo (hablar en público, bailar…), nos infunde seguridad al demostrarnos que sí podemos.

23. Pensamiento positivo + Auto-Mejoramiento = Combinando los factores mentales, con tus factores físicos y psicológicos mejorarás tu salud, apariencia, habilidades, capacidades… etc. No sólo seas optimista porque si, sé optimista para mejorarte y redefinirte a ti mismo.

24. Alégrate. Valora lo que tienes. No te compares con los demás, dificulta poder ser una persona optimista, y no podrás sentirte bien contigo mismo. Toma conciencia de todo loque tienes: familia, amigos,...Agradece lo que tienes.

25. Consiéntete. Si has trabajado muy duro ya sea en el trabajo, en casa…, “regálate” tiempo, para hacer lo que te gusta: leer un libro, ver una película, dar un paseo con el perro.... son premios que te ayudan a mejorar tu actitud y a ver la vida de una forma más optimista.

Vive la vida como lo que es: ¡ÚNICA!

Autora del Artículo: Fátima M. Abril


Mira el siguiente video y reflexiona sobre un tema tan importante como lo es "EL OPTIMISMO" :





HAZ CLIC EN LOS BOTONES SOCIALES DE FACEBOOK Y PINTEREST!!!  
 

Follow Me on Pinterest

 
Publicidad  
   
ARCHIVOS DE AUDIO HISTÓRICOS  
 
 
NUESTRAS VISITAS  
 
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=
Dios bendiga a Honduras!!! © Copyright 2015 Fernando Mendoza